martes, 5 de febrero de 2013

OREJUELAS AL ESTILO DE MI MADRE

Esta receta estaba en el fondo del foro y la edito porque se acercan los días típicos de comerlas.
Es típica de los Carnavales en mi pueblo de la montaña palentina. Se hacen para comer hasta el martes de carnaval porque el miercoles llamado de ceniza empieza la cuaresma y es tiempo de ayuno y abstinencia.
El recuerdo que tengo de esos días es ir a la farmacia a por esencia de anís con un frasquito porque tenía mucho más sabor. La llegada a casa era una fiesta porque según entrabas por la puerta, toda la casa olía a fritura y el anís sobresalía por encima de los demás olores. Veo a mi madre en la mesa de la cocina espolvoreando harina para extender la masa y que quedara bien fina. En vez de rodillo usaba una botella vacía, la enorme sartén llena de aceite donde se iban haciendo por tandas, el bote de cristal con tapa que previamente había agujereado mi abuelo con una punta y que servía de azucarero para espolvorearlas. Tenían que quedar con muchos  "golloritos" palabreja que en lenguaje de mi pueblo significaba "chinchón" o protuberancia.
Comíamos al desayuno, de postre y cuando apetecía. Ya de mayores íbamos el sábado de carnaval para coger nuestra caja de ricas orejuelas y disfrutar de ellas.
Llegó un momento en que mi madre ya no pudo hacerlas y entonces mi hermana Gloria cogió el testigo y las prepara buenísimas. Gracias hermana y va por tí mamá, espero que te llegue el olor.




INGREDIENTES:
3 huevos
1 vaso de vino blanco
½ vaso de anís
2 cucharadas de azúcar
½ cucharadita de levadura Royal
Harina
Aceite para freír

PREPARACIÓN:
Batir los huevos con el azúcar hasta que queden esponjosos. Añadir el vaso de vino blanco, el anís y la levadura. Cuando esté todo bien mezclado añadir la harina poco a poco amasando hasta que la mezcla no se pegue a las manos.
Tapar la masa con un paño y dejar levar 30 minutos aproximadamente. A continuación coger trozos de masa y estirarlos hasta que quede bien fina. Cortar en porciones según el tamaño que se desee.
Poner aceite a calentar e ir friendo las orejuelas poco a poco con cuidado de que no se quemen. Al sacarlas echarlas un poco de azúcar por encima.



19 comentarios:

lillapeladilla dijo...

Vaya si que hacia cositas buenas tu madre, estan muy buenos, me encantan, un rebessssso, guapa.

lasdeliciasdepilar dijo...

me encantan, tienes toda la razón, la esencia de anís dejaba un olor delicioso en la cocina, y las mejores las que se inflaban mas y se llenaban de ojos. un abrazo fuerte amiga Esperanza.

Raquel dijo...

Hola Esperanza. También acabo de publicar las orejuelas hace unos días. Es curioso porque mi abuela también procede del norte de Palencia y, sin embargo, la receta es bastante diferente. En cada casa seguramente tenían sus particularidades....
Besos.

anita dijo...

ummmmmmm buenisimas, espero coger el relevo de las orejuelas y que esta receta y tambien tradicion no se pierda.
y por supuesto que la va a llegar el olor.
un besazo tia!!

Lale dijo...

Pués tienen una pinta estupenda, yo las hice una vez y no me convencieron será porque ni dí con la receta acertada, así que me apunto la de tu madre que seguro será mejor. Un besito guapa.

Las Recetas de Manans dijo...

Tienen pinta de estar exquisitas!

lolines dijo...

Hola Gloria, cualquier receta que se "herede" de una madre es SENSACIONAL

La Cocinera Mileurista dijo...

Que ricas que se ven además de muy fáciles, estas recetas de antes que ricas que son.Besos amiga.

Delicias Baruz dijo...

Gloria, soy de Valladolid, aunque vivo en Sevilla desde hace muchísimo, te comento esto porque mi madre las prepara parecidas, ya sabes que cada casa tiene su receta. Es uno de los recuerdos de mi infancia y todos los años las hacemos. Se ven fantásticas. Un abrazo, Clara.

Conchi dijo...

Vaya pintaza Gloria, tienen que estar riquísimas, te quito un para merendar!!!!!
Besitos.

EL ALMIREZ dijo...

Que recuerdos nos dejan nuestras madres......uufff. El domingo me tocaran hacerlas. Un beso

Adita Donaire dijo...

Seguro que ya no quedan ni las migas te quedaron deliciosas besos

Lola-PAN FRITO O REBANAS dijo...

Las recetas de las madres, las mejores, yo también he puesto hoy una de mi madre.
Besos. Lola

MARÍA JESÚS dijo...

Hola Esperanza gracias por compartir esta receta familiar, son las mejores. Te han quedado de lujo, besitos guapa

Morguix dijo...

¡Qué ricas, tienen que estar de vicio!. Me vuelven loca los dulces tradicionales.
Un beso grande, guapa.

Milia dijo...

Por aquí por mi tierra también son típicas de carnaval y en cada casa hay una receta o varias como en la mía, como suelo hacer varias veces a lo largo de estas fechas cambio de receta, pero lo cierto es que están deliciosas, las tuyas tienen un aspecto divino, pena no poder coger unas cuantas!
Un bico

María Belén Delgado Pulgar dijo...

Hola que ricas y con eses olor que se reparte por toda la casa que ricas mi suegra tambien las hacia
!!!! un besin !!!!
el toque de belen

llimaverda dijo...

estas recetas tradicionales me encantan, gracias por compartir, tienen que estar divinas, bsts

suren danelyan dijo...

Hola y como se puede encontrar su receta? Gracias