miércoles, 17 de diciembre de 2014

TARTA DE ZANAHORIA DE FIESTA

Esta rica tarta me trae recuerdos de mi niñez. Era la que siempre en fiestas preparaba mi madre en una cazuela de porcelana roja (entonces no había moldes) y siempre había un trocito para esos visitantes de la ciudad que siempre se agregaban en fechas claves. La subí hace tiempo al blog pero ahora he cambiado las fotos, he preparado un paso a paso y os recomiendo prepararla porque es fácil y además está riquísima, no defraudará a los invitados.





INGREDIENTES:

Para las capas:
22 bizcochos de soletilla
300 gramos de leche
100 gramos de azúcar
1 chorrito (al gusto) de coñac

Para los rellenos:

De zanahoria:
1 kilo de zanahorias
50 gramos de azúcar
125 gramos de coco rallado

De crema pastelera:
100 g. azúcar
500 g. de leche semidesnatada
3 huevos
40 gramos maicena
1 cucharada de azúcar avainillado

Ganaché de chocolate:
180 gr. nata montar
20 gr. mantequilla
200 gr. chocolate fondant

PREPARACIÓN:
Lo primero hay que preparar los rellenos.

El de zanahoria:
Pelar, trocear y ponerlas a cocer con un poco de agua. Cuando estén hechas machacarlas con un tenedor hasta conseguir un puré.  (Este paso lo preparé con el thermomix). 
Añadir el coco rallado junto con el azúcar y remover para que quede todo bien mezclado. Reservar.




El de crema pastelera:

En thermomix:
Poner todos los ingredientes en el vaso y programar 7 minutos, 90º, velocidad 4.

Tradicional: Poner un cazo con leche a calentar. En otro cacito batir bien los huevos con el azúcar y la maicena hasta que esté todo bien mezclado.  Acercar al fuego y añadir la leche caliente poco a poco sin dejar de remover hasta conseguir una crema espesita. Pasar a un bol y tapar con papel film pegado a crema para que no forme capa de costra.




Ganaché de chocolate:
Calentar la nata y mantequilla 3 minutos,  80º, velocidad 1.
Añadir el chocolate y fundir 2 minutos, velocidad 2. 
Sacar a un bol y ponerlo en la nevera una hora o poco más para que tome la consistencia necesaria para extenderla.

Montaje:
Preparar un bol  con la leche,  disolver bien el azúcar y añadir un chorrito de coñac. Reservar.
Poner en un molde desmontable o fuente, una capa de bizcochos hasta cubrir todo el fondo. Calar con la leche toda la capa con cuidado de que no queden muy mojados para que no se rompan. 




Poner una buena capa del relleno de zanahoria extendiendo con una espátula para que quede bien repartido. 




Poner encima otra capa de bizcochos, calar y encima poner el relleno de crema pastelera.  




Se pueden hacer las capas que se quieran. Acabar con una capa de bizcochos remojados.




Dejar reposar en el frigorífico mejor de un día para otro. Desmoldar 




y poner una capa de  ganache de chocolate por encima y decorar al gusto.




Yo le puse un  poco de coco espolvoreado.

lunes, 8 de diciembre de 2014

CREMA DE CALABAZA Y PATATAS



Por fin después de unos días de otoño atípicos por el calor parece que el invierno ha llegado para quedarse. Aquí en la meseta la tradición dice que por el Pilar estrenas el chaquetón y por los Santos el abrigo. Este año hemos aguantado un mes extra con chaquetón. Así que ahora estamos por lo menos yo contenta con el tiempo. Bien abrigada y a la calle sin pasar frío. En casa apetecen los caldos, sopas y demás platos calentitos. Me regalaron un buen trozo de calabaza y he aprovechado para con unas patatas hacer una rica crema. La hago por la noche y para comer la caliento en el vaso y así me ahorro manchar una cazuela.




INGREDIENTES:
4 patatas medianas
½ kilo de calabaza
½ cebolla
1 diente de ajo
Aceite de oliva virgen extra
Perejil para adornar

PREPARACIÓN:
Chascar las patatas en trozos no muy grandes. 



Hacer lo mismo con la calabaza



y la cebolla. 



Añadir todo junto con el ajo y el chorrito de aceite al vaso del Thermomix.
Añadir agua al gusto (depende de como se quiera la crema si clarita o espesa) y programar 30 minutos, Varoma, velocidad 1. Cuando esté triturar todo durante 40 segundos en velocidad 6. 



Se puede añadir un poco de nata para que coja cuerpo. Yo no lo puse. Si queda muy clara dejar un poco más de tiempo en temperatura Varoma sin el cubilete puesto. Servir caliente espolvoreada de perejil.

Para hacerlo de forma tradicional, poner todo en una cazuela y después pasarlo por la batidora.






jueves, 4 de diciembre de 2014

NÍSCALOS CON COSTILLA Y PATATAS


La época de setas acaba pero la recolección que se ha hecho este año ha sido como hace mucho que no se conocía. Como ha llovido bastante ha habido una verdadera explosión de variedades. Me han regalado unos pocos níscalos y aproveché para prepararlos además de con patatas con trozos de costilla de cerdo fresca. Además empieza el frío de verdad y estos platos de cuchara apetecen mucho. El resultado, para chuparse los dedos, jejejeje.
 





INGREDIENTES:
Níscalos
Patatas
Costilla de cerdo
Pimentón dulce
Ajos
Aceite
Sal

PREPARACIÓN:
Una vez recogidos los níscalos

 


Prepararlos para limpiarlos. Para ello ponerlos bajo el chorro del agua limpiando bien toda la tierra que puedan tener. Trocearlos y reservar.





Laminar el ajo y colocarlo en una cazuela con un poco de aceite. 





Dorarlos y cuando estén agregar los níscalos rehogando bastante para que vayan soltando poco a poco el agua que tienen. 




Cuando hayan evaporado bastante añadir las patatas triscadas en trozos no muy grandes. Remover y rehogar. 





Añadir las costillas cortadas en trozos y seguir moviendo para que la carne se haga y refría bien.




Agregar una cucharadita de pimentón, agua, sal y dejar cocer hasta que esté todo bien echo.
Yo lo hice en la olla rápida y en 10 minutos estaba todo cocido. 




Si el caldo queda un poco líquido coger unos trozos de patata, triturarlos con un tenedor y agregar a la cazuela. Dejar cocer un poco para que espese.


jueves, 27 de noviembre de 2014

PASTEL DE LANGOSTINOS

Se aproximan unas fechas donde todos procuramos esmerarnos en la preparación de ricas viandas para sorprender a nuestros invitados. Eso no quiere decir que tengamos que gastarnos el oro y el moro en hacer las compras. Recetas más o menos tradicionales con un cambio de imagen pueden convertirse en las reinas de la mesa. Esta que pongo hoy es una de ellas. La ensaladilla se puede presentar de varias formas pero los langostinos le dan aire de fiesta. Yo la hice en molde rectangular de cake y la dejé en la misma bandeja pero también se puede preparar en uno redondo y darle la vuelta al desmoldarla. Se puede preparar el día anterior y así una cosa menos de las que preocuparnos. Copié esta receta a Su de Webosfritos, una excelente cocinera y con muchas y bonitas ideas. No dejéis de visitar su blog.




INGREDIENTES:

Para la ensaladilla rusa:


2 patatas medianas
3 pepinillos en vinagre
1 bote pequeño de aceitunas rellenas de anchoa
100 gramos de langostinos cocidos pelados
1 zanahoria mediana
1 huevo
100 gramos de guisantes congelados
Bonito en aceite, a gusto
Sal
4 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Para el montaje:

Mayonesa
300 gramos de langostinos cocidos
3 yemas de huevo duro
Gelatina para tartas del Lidl

PREPARACIÓN:

De la ensaladilla:

La preparé en la termomix como hago habitualmente.
Picar la patata y la zanahoria pequeñita, colocar en el varoma junto con los guisantes y colocar sobre el vaso dónde en el cestillo estarán preparados los huevos. Dejar que se haga todo.
Mientras pelar los langostinos y trocearlos en tres partes. Reservar.
Poner la patata en una fuente, machacarlas con un tenedor, poner sal y el aceite de oliva. Remover bien.
Picar las aceitunas, los pepinillos, el huevo y el atún. Mezclarlo junto con la patata y los langostinos hasta que quede bien compacto.  Las yemas de los huevos reservarlas para el adorno.

Montaje:

Untar el molde ligeramente con mantequilla, poner la ensaladilla encima y compactarla con una espátula o una cuchara. Tapar con papel film para que no se reseque y dejar en el frigo unas horas.




 
Desmoldar 




y cubrir con mahonesa al gusto por encima y por los lados. Admite bastante porque dentro no lleva. 





Pelar los langostinos, cortarles por la mitad longitudinalmente y colocarlos sobre la tarta.
Echar la gelatina en 200 gramos de agua fría y remover bien hasta que se deshaga. Poner el recipiente al fuego y remover hasta que hierva. En ese momento apartarlo y dejar reposar 2 minutos, no más porque se solidifica enseguida. Aplicar a continuación con un pincel una capa por encima de los langostinos.




Rallar las yemas muy finas y con un cuchillo ancho ir poniendo un poco de yema por todos los laterales, las hasta que queden cubiertos perfectamente.




Servir frío.
Para hacer la ensaladilla de forma tradicional cocer las patatas con piel y las zanahorias unos minutos hasta que estén cocidas. Cocer los huevos. Dejar enfriar.
Picar finito los pepinillos, las aceitunas, el huevo y las zanahorias.
Cocer en una olla las patatas con piel y las zanahorias durante unos 10 minutos. Abrir la olla y comprobar que están cocidas. Sacar y dejar enfriar.
Cocer los huevos aparte.
Mientras se enfrían las patatas, ir picando muy finito los pepinillos, las aceitunas, el huevo y las zanahorias.
Pelar los langostinos, y trocear en tres cada uno.
Pelar las patatas y machacarlas con un tenedor en un bol —no demasiado trituradas, es importante este tema—. Ponerles un punto de sal, y el aceite de oliva virgen extra.
Añadir a la patata el resto de los ingredientes cortados, y el bonito escurrido y picado. Comprobar el punto de sal.